Orrea Light, la Guru de Maybelline New York

24 Feb

Orrea Light

Su llegada al mundo de la belleza fue casualidad. “Entré originalmente a estudiar diseño de modas, pero en pocos años supe que no era mi camino. Un día me invitaron a una sesión de fotos para L’Oréal y fui elegida al azar por la vicepresidenta de marketing, quien me preguntó si podían probar en mi rostro algunas bases de maquillaje para ver los distintos tonos. Ella estaba con un químico y transmitía sus comentarios para ajustar los tonos de acuerdo a cómo se encajaban con mi tono de piel. Fue en ese preciso momento que supe exactamente lo que quería hacer. No tenía idea de que existía una profesión en la que las personas idearan, crearan y conceptualizaran el maquillaje. Después de eso cambié el curso de mis estudios y trabajé diligentemente, día y noche, hacia mi nueva fuente de inspiración”, cuenta Orrea Light, de Maybelline NY.

Famosa por su conocimiento enciclopédico de cosméticos, fragancias y sus capacidades infalibles para evaluar productos, Orrea llegó a la marca el año 2005 y hoy se desempeña como vicepresidenta global del área desarrollo, a cargo de los tonos, looks y tendencias de Maybelline.

Desde muy niña descubrió su pasión por el maquillaje. Desde los cuatro años podía pasar horas con todo el maquillaje ‘adulto’ que pudiera tener en sus manos y se aplicaba a sí misma (y a otros) y se fascinaba con la capacidad transformadora de los cosméticos.

Ahora es la encargada de determinar qué colores serán tendencia en cada temporada. ¿Cómo lo logra? Usa diferentes recursos; generalmente dos años antes de crear su colección se fija en qué es lo que viene en la pasarela y pone mucha energía en revisar telas. Además trabaja muy de cerca con Charlotte Willer, make up artist global de la marca, trazando los looks que ella va a mostrar en la pasarela durante el Fashion Week de Nueva York.

“Mi equipo y yo estamos constantemente mirando qué se ve en la cultura popular, el arte, la música y el cine para asegurarnos de que sabemos realmente qué está ocurriendo antes de que pase. Estoy convencida de que la gama principal debe tener un amplio espectro de tonos para que lo que es ‘caliente’ y de moda o ‘trendy’ esté disponible para la consumidora. Nuestro trabajo es más para resaltar los looks frescos e introducir nuevos tonos y aplicaciones de maquillaje, de manera que podamos mantener a los clientes a la altura de los últimos looks que vienen en las pasarelas”, señala.

orrea light

MANOS A LA OBRA


Orrea Light estudia el perfil de las consumidoras de cada región para saber quién es cómo vive, y de qué manera el producto puede encajar fácilmente en su estilo de vida y su rutina de belleza. Esto les ayuda a crear todos los matices de un producto y más importante aun, el rango de colores. “Uno puede tener muchos de los aspectos que ofrece un producto hechos perfectamente, pero sin los colores adecuados nunca seremos parte de su rutina diaria”, agrega.

Cada producto -dice- es creado como una paleta globall en su mente. Estas gamas de colores son elaboradas con una gran dosis de reflexión e investigación. “Mi equipo y yo pasamos incontables semanas estudiando las necesidades de cada país cuando desarrollamos una paleta; porque si la consumidora no encuentra su tonalidad en la muralla o vitrina donde se presentan los productos, perdimos la oportunidad de servirla. Además como no tenemos la posibilidad de guiarla a la hora de comprar, debemos ser muy sensitivos para crear labiales de fácil elección y con una selección de colores que le siente bien al ideal de belleza de la mujer de esa región”, dice.

-¿Cómo logras los distintos colores de labial?

-La creación de la gama requiere de mucho trabajo; nosotros miramos todas nuestras gamas en cada país que ofrecemos nuestros productos para ver qué colores funcionan bien, y luego creamos los tonos ideales para una multitud de tonos de piel y etnias, y hacemos que calcen con el ideal de belleza del lugar. Yo siempre digo que mi trabajo es similar a una antropóloga de la belleza, porque después de que tenemos la investigación de comprensión y trazado de cada tono que queremos crear, elaboramos el color individualmente en el laboratorio, uno a uno, con el químico experto y lo adaptamos según una multitud de tonos de piel, ajustando su cobertura a cierta cantidad de brillo, perlado, etcétera, hasta que, finalmente, logramos tener el labial más ‘comprensivo’ del mercado.

-¿Y qué buscas en cada color?

-Tenemos muchos criterios, pero uno de los más importantes factores para monitorear es que el color debe ser real en el tono del stick (barra) con el que queda cuando lo aplica en la boca. Esto ayuda a la consumidora a tener una expectación real de la tonalidad que se aplicará.

-¿Con cuántos colores trabajas?

-Ya perdí la cuenta. Hace algunos años ya había creado más de mil en total. Ahora trato de trabajar con el equipo en cuantos tonos o grados de coloración podemos crear. Mi meta es nunca tener una sola base para una paleta, sino más bien muchos colores como los que puedo crear, para que le sienten a cada mujer según su estado de ánimo. Para mí siempre es una incógnita cuántos tonos podremos lanzar.

UNA BOCA DE PELICULA

Orrea está convencida de que el labial es uno de los ítemes más transformadores de la belleza en el arsenal de cosméticos de una mujer. “Con un simple toque te puedes sentir poderosa, seductora y confiada. ¿Qué más puede hacer todas esas cosas y caber en una cartera de cóctel? Los labiales son herramientas muy poderosas; te permiten transmitir un mensaje acerca de ti sin palabras”.
La mujer de hoy necesita al menos dos colores, sentencia. Uno puede ser similar al tono natural de sus labios, un poco más claro u oscuro. Esa elección es genial como elemento básico para lucir elegante durante el día; pero ella también necesita un color más dramático, un rojo audaz, un ciruela seductor o un tono opulento que permita un poco más de personalidad para mostrar en las salidas de la tardes, en las ocasiones especiales, o cuando se busque estrenar un look sensual. “Los labiales son un accesorio y son la mejor manera de lograr un nuevo aspecto para cada persona”, agrega.

-¿Cuál es  tu percepción de las mujeres y de lo que puede lograr el maquillaje?

-Creo que es una herramienta muy provocativa y a la vez puede ayudar a transformarse. Muchas mujeres lo usan para mejorar su confianza y sacar afuera lo mejor de ellas. Me siento muy afortunada de ser parte de ese proceso.

-¿Qué colores prefieren las latinas? ¿Cuáles les recomendarías?

-Las latinas son bellas naturalmente y les gusta acentuar su look con tonos nude o naturales. Para lucir todos los días les recomendaría Yummy Plummy, que es un ciruela fácil de llevar, y si buscan un rojo dramático, Red Revival. Otra alternativa que puede ser genial es Pink Petal si quieren una tonalidad rosada.

Una respuesta to “Orrea Light, la Guru de Maybelline New York”

  1. vanuriccio febrero 26, 2011 a 2:22 pm #

    La envidio!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: